domingo, 23 de enero de 2011

En los últimos días

Estos últimos días el cansancio me pego bastante duro, los tres primeros días si estuvieron bastante pesados porque después de trabajar tenia que ir a la escuela y ya de regreso a la casa lo único que quería era comer, ponerme la pijama, descansar y tejer un rato... o sí siempre tengo ganas e tejer no importa que tan cansada este.

Yo sabía que esto de la escuela iba a estar pesado porque veía como llegaba Michelle, pero nunca imagine que me cansara tanto. Me encanta lo que estoy aprendiendo a hacer y el echo de ir pero si regreso bien cansada además tengo que agarrarle callo, no solamente en aprenderme los tips para que me salgan bien los postres si no también físicamente... al parecer tengo manos de señorita ¿?


Esto es una ampolla que ya se me esta haciendo callo...no estoy acostumbrada a batir a mano y eso es lo que hemos estado haciendo en las últimas clases. No me molesta batir a mano, lo prefiero porque así me salen mejor mis panques, pero al parecer mis manos tiene que acostumbrarse.
Este fue unos de los panques culpables de que me saliera mi callo, un panque de limón amarillo. La "decoración" yo la hice, se nota que tengo que ponerme a practicar con manga y duya, pero eso si quedo bien esponjadito y bien rico.


Por otro lado, como ya lo menciones, lo dejo pasar la oportunidad de ponerme a tejer. Trate de elaborar un sistema para poder escoger aleatoriamente entre los patrones que quiero hacer porque nunca se por donde empezar, y creo que esta funcionando porque por una parte tengo todos los patrones en mi Queue en Ravelry, y por otra parte una lista con todas mis revistas y libros con los patrones marcados (que luego no están en Ravelry), y voy turnandolos para no dejar de lado ninguno.

El primer ganador de este sistema fue el Gooseberry Cardigan de Interweave Knits Weekend 2009.

El detalle de como se ven los incrementos, esas "costuritas" me encantan.


Me gusta mucho la forma del suéter y que se teja casi todo en una sola pieza, no me gusta tener que coser después las piezas y esperar que no quede todo chueco. Hasta ahorita todo va bien y me gusta mucho como esta quedado, el único inconveniente es que escogí un estambre muy delgado para hacerlo y siento que me voy a tardar siglos en terminarlo, el estambre es Austral de Katia en un color blanco.

Se supone que ya había buscado que tipo de estambre (grosor) que decía en el patrón, vi los demás proyectos en Ravelry para darme una idea, anote cuanto necesita y de que color lo quería. Llegue a la tienda de estambres, vi cuales me gustaban y aunque había anotado el tipo de estambre y todo eso, no todas las etiquetas lo manejan igual. Para no errarla me fui con el número de agujas recomendadas para tejer el estambre, pero al parecer no le atiné.
Aún así me gusto mucho el estambre y pues lo único que tuve que hacer fue un poco de mates para poder ajustar el estambre al patrón, no es tan complicado pero si es un poco laborioso y repetitivo. Prefiero anotar todo eso, tomarme el tiempo para hacerlo para no terminar con un suéter que no me quede porque esta muy grande o muy pequeño.


Ahora solo espero que si me alcance el estambre que compre, no quiero verme en la necesidad de comprar más y que ya no haya. Tal vez regrese a la tienda en la semana y compre más, solo para asegurarme y pues el estambre que me sobre lo puedo utilizar para otra cosa, eso no es problema.

2 comentarios:

nelly dijo...

Hola, tienes un blog muy lindo, y sí que te gusta tejer......
Por cierto, se ven delicioso todo lo que has aprendido en tus clases.

UN beso y ojalá me puedas visitar.

Pau dijo...

Muchas gracias, te estare visitando ^